jueves, 5 de noviembre de 2015


"Para traer a la gente conocimiento espiritual, una Encarnación de Dios vive en el mundo en compañía de devotos, fomentando una actitud de amor a Dios. Es como subir y bajar las escaleras luego de haber alcanzado una vez el techo. Para alcanzar el techo, otra gente debe seguir el sendero de devoción en tanto no haya alcanzado el Conocimiento y se haya liberado del deseo. Sólo puede alcanzarse el techo cuando uno ha desechado todos los deseos. El almacenero no se acuesta antes de haber concluido sus cuentas; sólo entonces se va a dormir. 
El Evangelio de Sri Ramakrishna
Tomo I. Pág. 295

Swami Vivekananda

"Yo soy el alma de Budha,  de Jesús, de Mahoma. Yo soy el alma de los maestros,  y soy todos los  ladrones que robaron ...